Previene la aparición de Legionella

El purgador automático es un sistema que ayuda a prevenir el crecimiento de Legionella en la instalación en la que se encuentre.

Gracias a este dispositivo, se puede programar un purgado de forma automática para garantizar una apertura de los grifos sin necesidad de preocuparse y respetando los tiempos de forma correcta.

Con un movimiento alto de agua se puede eliminar hasta el 90% de la Legionella de la instalación.

Usos del purgador automático

Este dispositivo puede utilizarse en diversas instalaciones, pero entre los usos más corrientes encontramos:

  • Un uso muy habitual es instalarlo en el retorno de la instalación para programar una apertura programada. Esta apertura ayuda a mejorar la calidad del agua de la instalación además de incrementar el movimiento de agua de la misma.
  • Otro uso muy corriente es instalarlo en los puntos distales del edificio para mejorar la calidad del agua del mismo.