Agua para consumo humano

Agua apta para consumo humano

El agua es la base de la vida y forma la mayor parte del organismo del ser humano. Controlar la calidad del agua que consumimos, y realizar un análisis detallado de sus parámetros, es vital: una simple variación en el contenido de las sustancias alterará la calidad de esta pudiendo llegar a convertirla en inservible o, incluso, suponer riesgos para la salud.

Los criterios sanitarios de los parámetros de calidad que debe mantener el agua del consumo humano vienen estipulados de forma clara en el Real Decreto 140/2003.

Pero: ¿Qué es el agua para consumo humano?

  • Aquella que se utiliza para beber, cocinar, preparar alimentos, higiene personal y usos domésticos que se suministran a través de las redes de distribución públicas o privadas.
  • Las aguas de las industrias alimentarias para la fabricación, tratamiento, conservación, comercialización de sustancias y productos destinado al consumo humano.
  • Las aguas suministradas para el consumo humano como parte de la actividad pública o comercial.

El criterio principal para que el agua se considere apta para el consumo humano es que esté limpia, sea salubre y no contenga microorganismos o parásitos que supongan un riesgo para la salud humana.

En Alcora le ofrecemos la instalación de procedimientos con plantillas sencillas de ejecución que le apoyarán en la función de limpieza y desinfección de las instalaciones. Puede también delegar en nosotros la gestión del agua ya que contamos con técnicos especializados en desarrollar esa labor.